Solidaridad de la FAIE con el CLAI sobre el abusivo congelamiento de fondos en Estados Unidos

Buenos Aires, 6 de diciembre 2012.

Estimados hermanos,
la Junta Directiva del CLAI
Consejo de Iglesias de Cuba

De nuestra Fraternal estima:

La Junta Directiva de la Federación Argentina de Iglesias Evangélicas (FAIE), en su
sesión del día 3 de diciembre en curso, tomó conocimiento de la situación planteada en su organización por el abusivo y absurdo congelamiento de fondos del Consejo Latino
Americano de Iglesias (CLAI) en territorio de los Estados Unidos de Norteamérica. Como
organismo de Iglesias que trabaja conjuntamente con el CLAI a nivel nacional en diversos
programas, no podemos menos que repudiar y denunciar esta arbitrariedad de la Reserva
Federal norteamericana que dificulta la posibilidad de realización de la Asamblea
programada para el próximo mes de Febrero de 2013.

Más allá de la indignación que nos causa esta medida, no podemos sino señalar que
constituye una violación clara a la libertad religiosa por parte de un organismo de gobierno de la nación norteamericana. De esta manera cercena la libertad para expresarse tanto de las iglesias de su propio país que han manifestado su voluntad de colaborar con el CLAI como afecta a las iglesias de otros países, especialmente de Cuba, en su voluntad de reunirse para orar, trabajar por la unidad y en servicio de nuestros pueblos.

Es la consecuencia de la irracionalidad de un bloqueo ya tantas veces denu

nciad

o y
repudiado a nivel internacional. Los que se definen como defensores de la libertad no hacen sino restringirla, y se pone así de manifiesto el sentido político e intervencionista de esta y otras medidas que han tomado en contra del pueblo cubano, así como de otras naciones a nivel continental y global. Esta no es sino una forma más de

violencia, que le quita a las iglesias de nuestro continente la posibilidad de decidir libre y e

cuánimemente dónde y cómo realizar sus asambleas y actividades. El gobierno cubano, tantas veces falsamente acusado de ateo e irreligioso, se ha mostrado así más abierto y hospitalario que el del país que se presenta a sí mismo como bastión cristiano.

Los pueblos de América Latina y las iglesias de este continente ha

n madurado como
para definir y defender sus propias decisiones y convicciones. Es por eso que les apoyamos de corazón, con nuestro abrazo fraterno y con nuestras oraciones, en la certeza de que el Dios de amor y de toda justicia nos seguirá dando fortalez

a y consuelo en el testimonio de su Evangelio. Hacemos nuestras las palabras del Apóstol Pablo: “Por lo cual, teniendo nosotros este ministerio según la miserico

rdia que hemos recibido, no desmayamos” (2 Co 4:1). En su amor confiamos y esperamos que este inconveniente pueda superarse, para que unánimes en la oración
y en el Espíritu continuemos juntos y firmes en el testimonio de su Reino.

Les saluda en el amor de Cristo,

Por la Junta Directiva de FAIE

Néstor Míguez
Presidente

c.c. Consejo Nacional de Iglesias de Cristo en USA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *